Home / EVENTI / Arte / Il progetto espositivo “Trinchera Errante” di Juan Carlos Batista ospite al CIC El Almacén fino al 29 maggio

Il progetto espositivo “Trinchera Errante” di Juan Carlos Batista ospite al CIC El Almacén fino al 29 maggio

Inaugurato ieri con successo, andrà fino al 29 maggio il progetto espositivo “Trinchera Errante” dell’artista di Tenerife Juan Carlos Batista, presso la Sala Aljibe del CIC El Almacén. Inserita tra le attività della prima edizione del Festival Keroxen, la mostra intende dare forma a ciò che è invisibile, utilizzando i caratteri dell’allegoria. All’interno di questo scenario tipicamente barocco si muove tutta l’opera di Carlos Batista. L’esposizione, che comprende sculture, fotografie e composizioni, è visitabile da lunedì a venerdì ore 10:00 – 21:00, il sabato ore 10:00 – 13:00. 

Testo a cura di Daniele Boagno

Dentro de las actividades programadas en la primera edición del Festival Keroxen, que se realizarán con el Área de Cultura del Cabildo de Lanzarote en 2017 en la isla, se encuentra el proyecto expositivo Trinchera Errante del artista tinerfeño Juan Carlos Batista en la Sala Aljibe del CIC El Almacén. La alegoría es una manifestación típicamente barroca mediante la cual se pretende dar imagen a lo que no lo tiene haciéndolo visible. La fragmentación y la acumulación son los recursos de la alegoría que culminan en la contemplación. Una contemplación dramática no de la unidad sino de su ausencia y sobre la que afirmaba W. Benjamin: “las alegorías son en el reino del pensamiento lo que las ruinas en el reino de las cosas”. El corpus barroco se convierte entonces en un emblema de la catástrofe y la barbarie. Este escenario alegórico se puede atisbar en la obra de Juan Carlos Batista. Su proyecto se basa en la articulación de la imagen exacerbada. Su trabajo es un corpus (escultórico, fotográfico, objetual) en donde esa imagen es intervenida, transformada, manipulada, mentida y desmentida. Una realidad clausurada. Imágenes de un territorio sin memoria o la memoria inventada de un territorio. Nada parece lo que es porque todo es apariencia: equívocos, mecanismos de la representación llevados al límite, paroxismo, improbables imágenes de lo real, deconstrucción de las fronteras entre lo verdadero y lo falso, el artificio contrapuesto a la cultura. Perdida la condición documental una imagen ya es de por sí sospechosa en su asumida condición de simulacro y permite la total visibilidad. Ya todo es visible. Y aunque eso casi signifique que una imagen es imagen de nada y no imagen de algo, Batista se preocupa porque no pierda su capacidad de decir, aún en su condición más mentirosa. Porque si en la alegoría se encierra el relato del sufrimiento del hombre (la historia), no se deja llevar por la melancolía y la subjetividad y tampoco pierde de vista la naturaleza transitoria y la acción política. Ese desvelamiento alegórico de las condiciones políticas y materiales de la imagen en este régimen de consumismo se hace indispensable, confrontando críticamente la lógica capitalista frente a la lógica del pensamiento en un espacio de resistencia. Juan Carlos Batista utiliza las armas y la estrategia del enemigo para hacernos partícipes de la pérdida de la identidad compartida debido al poder de la tecnología que se apropia de la memoria del presente y que nos priva de un sentido histórico más amplio. Estas obras son dispositivos poderosos y rotundos que desenmascaran su propio artificio para acercarse a un cierto sentido y poder ver. Aquí los objetos tensan su visibilidad para poder ser vistos. Una falsa naturalidad para mostrar una naturaleza que es el duplicado de nuestra identidad. No hay ya diferencia entre naturaleza y artificio porque la naturaleza ha dejado de ser sagrada y la memoria se diluye. Después de la refriega y la avanzadilla un repliegue en la montaña. La huida convertida en pastoral. Resistencia y combate. Una pausa en el camino: el almuerzo campestre. La Arcadia reubicada. Por una grieta del paisaje se cuela una conquista, una evocación cansada de la memoria contaminada. Una deriva. Una posibilidad en medio de la manipulación. Barricadas y trincheras en medio del bosque, un intento momentáneo por alejarse del desenlace. La quiebra de la confianza en la promesa de felicidad. Y en el bucólico prado el cordero del banquete sacrificial. Lejos un eco: Se hicieron fuertes en el bosque. Por lo menos sucede en los oscuros bosques de Juan Carlos Batista.

Artista Juan Carlos Batista
Fechas: Del 4 de mayo al 29 de mayo
Horarios: de lunes a viernes, de 10.00 h a 21.00 h. y sábados, de 10.00 a 13.00 h.

Redacción: Ángel Padrón

cargando...

Check Also

La 7° edizione della Mostra del Cinema di Lanzarote, sarà la più “internazionale” delle precedenti

La Mostra del Cinema di Lanzarote (MCL) ha rivelato i contenuti della sua 7° edizione …

Lascia un commento

Il tuo indirizzo email non sarà pubblicato. I campi obbligatori sono contrassegnati *